Freelancers: 7 tips para organizar y administrar mejor tu tiempo

1) Entrénate para evitar la procrastinación

Un correcto manejo del tiempo no requiere un gran entrenamiento, ni tampoco algún talento innato. Todo se trata de autodisciplina. Despues de todo, al ser freelancers, somos de alguna manera nuestros jefes. Es fácil distraerse cuando se supone que deberíamos estar trabajando, por ejemplo, pasar horas en Facebook o Twitter sin darnos cuenta el precioso tiempo que estamos gastando en hacer nada. Esto genera que no seamos todo lo productivos que queremos ser, y eso puede significar entonces que no hagamos el dinero que realmente queremos. Es por eso que la autodisciplina no es algo que debemos descuidar.

2) Lleva un cronograma laboral

La mayoría de los freelancers trabajan a horas erráticas, en el momento que les sale y no en base a un horario planificado, lo que puede alterar su salud y ética laboral. A veces, es tentador continuar el trabajo durante la noche con tal de terminar tareas pendientes y otras veces, derrochamos mucho tiempo procrastinando. Dado que el trabajo de freelancer no tiene un horario preestablecido, y no hay un jefe que nos establezca un cronograma laboral, será nuestra responsabilidad asignarnos uno. Lo ideal es que creemos un cronograma semanal en el que no sólo definamos las horas que dedicaremos al trabajo, sino también a nosotros, nuestros amigos y familia.

3) Especifica tus objetivos

Establecer metas te ayudará a mantenerte focalizado mientras trabajas en una tarea o proyecto. Sin objetivos especificados, tenderás a trabajar más lento, con menos compromiso y determinación. Anota tus objetivos para cada día, y especifica una fecha límite (aunque tus clientes no hayan establecido una).

4) Categoriza y prioriza

Recuerda que eres un gran equipo… de un solo integrante. Por lo cual, todas las áreas correran por tu cuenta, desde el marketing hasta el diseño. Es por eso que es aconsejable que priorices tus tareas, agrupando las que son similares, asignándoles un horario específico.

5) Organiza tu escritorio

Un espacio de trabajo organizado es de mucha ayuda para maximizar el tiempo y eficiencia. Un escritorio limpio te asegura que no malgastarás tu tiempo en buscar allí las herramientas que necesites, las cuales deben estar visibles y a tu alcance.

6) Tómate múltiples descansos breves

Es facil perder la noción del tiempo cuando estás concentrado en una tarea. Puedes notar, repentinamente, que has dedicado demasiadas horas en un problema específico. Si no tienes cuidado, esto puede derivar en una “sobrecarga mental” y disminuir tu eficiencia. Esto a su vez generará que tomes descansos más extensos de lo que necesitas, o peor aún, que te quedes dormido. Lo ideal es que a lo largo de tu labor tomés rápidos y breves descansos, de aproximadamente tres minutos: Come un snack, ve a tomar un poco de aire fresco… Esto hará una gran diferencia en la calidad de tu trabajo.

7) No te sobrecargues de trabajo

¡No trabajes demasiado! No te comprometas con demasiados proyectos a la vez con el sólo objetivo de hacer más dinero. Si te fuerzas demasiado, la calidad de tu trabajo se verá seriamente comprometida. Trabajar demasiado puede causar stress, presión y resentimiento hacia tu trabajo. Tómalo con calma, y encuentra un momento para relajarte. Busca tiempo para hacer cosas que disfrutas y pasa tiempo de calidad con tus seres queridos.

CompartirTwitter Facebook Google+ Pinterest LinkedIn Flipboard Delicious Addthis